Por desaparición de apoyos al campo mexicano, casi 3 millones de hectáreas se dejaron de sembrar alimentos

0
17

* Los que consumimos los mexicanos son importados de Estados Unidos y se están comprando muy caros: Ismael Hernández.

Irineo Pérez Melo

Xalapa, Ver., 06 de enero de 2022.- Veracruz, Ver.- Por la desaparición de apoyos para el agro nacional, casi 3 millones de hectáreas en el país se dejaron de sembrar y se está importando alimentos que los mexicanos lo están comprando demasiado caros, aseguró Ismael Hernández Deras, presidente del Comité Ejecutivo Nacional de la Confederación Nacional Campesina (CNC).
Entrevistado en el marco del 107 aniversario de la Promulgación de la primera Ley Agraria, el dirigente nacional cenecista puso como ejemplo el maíz, que está entrando de los granjeros de Estados Unidos que sí tienen subsidios para la producción del cereal y que lo estamos comprando demasiado caro los mexicanos.
Explicó que la tortilla que valía 12 pesos hace 3 años, hoy tiene un costo de 18 y 22 pesos, “el impacto de la inflación que ha provocado y que en cualquier economía del mundo provoca pobreza y desempleo, es por la falta de apoyos y subsidios a los productores rurales”, acusó.
Ante este panorama, urgió que el Estado Mexicano responda a la nueva realidad internacional de competitividad que tienen los productores y la realidad de la falta de apoyo para poder lograr estimular la producción de alimentos.
Refirió que un tema tiene que ver con los programas sociales, que es como normalmente nos responde el gobierno que sí hay recursos para el campo, e indicó que el PRI y la CNC apoyan los programas sociales.
“Nosotros estamos totalmente de acuerdo que les llegue a las personas de la tercera edad dichos apoyos, porque el PRI lo ha estimulado en sus programas históricamente en el país, así como el tema para discapacitados y el de becas les llegue apoyo económico, tal como lo hicieron ellos en años anteriores, por lo que planteó que no se debe abandonar el subsidio a los productores primarios”, añadió.

En el caso del programa Sembrando Vida, destacó que carece de regulación y diversos análisis han demostrado que el proyecto ha fallado, pues ha sido más un programa de control político que de apoyo productivo para los campesinos y ganaderos.
“La mayoría de las evaluaciones de Sembrando Vida es que casi el 50 por ciento del recurso que se empleó, fue tirarlo casi a la basura, que no funcionó el programa en un casi 50 por ciento en el país”, recalcó.
Finalmente, dijo que hoy en día la balanza comercial agropecuaria ha ido decreciendo, y si bien exportan más y hay números aparentemente positivos, esto se debe a la cerveza y el tequila es lo que se exporta; en cambio se dejó de exportar frijol, maíz, arroz, trigo o sorgo, concluyó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí